LA IMPORTANCIA DE LA SALSA EN HOSTELERÍA

Las salsas son un toque mágico que nos permite llenar de sabor un plato sencillo. El principal objetivo de esta es el de servir de acompañamiento, pero también busca que los sabores, aromas, texturas y colores de los platos alcancen su máxima expresión. Según la textura, el aroma o el sabor, una salsa puede acompañar a un plato tanto crudo como perfectamente cocinado, frío o caliente. Un plato puede o no acompañarse con salsa; cuando lo hace por lo general el plato lleva la denominación de “en salsa”, en caso de no llevar, queda a gusto de cada comensal añadir la salsa a su plato.

Las salsas son un elemento importante en cada plato, potenciando el sabor del producto principal, y generando una buen sabor de boca para quien lo deguste; pero también muy delicado, y hay que ir con cuidado a la hora de elegir una, puesto se puede llegar a destrozar un plato en que caso de escoger una salsa errónea. Como hemos dicho, hay salsas para platos fríos o calientes, pero cada tipo de alimento lleva su salsa, por ejemplo, si hablamos de carnes, debemos saber qué tipo de carne usamos; debido a que no es lo mismo el sabor suave del pollo, al sabor de un cordero o una ternera, es decir el fin es buscar siempre el equilibrio de sabores.

Existen variedades de salsas como variedad de platos y recetas, incluso interpretaciones de salsas clásicas, y aunque las podemos encontrar elaboradoras, o prepararlas a la necesidad de cada elaboración. Te dejamos algunos tipos, que creemos son muy populares:

-   Salsa Barbacoa: es un clásico de la cocina, ideal para acompañar carnes a la parrilla, asada o al horno. Sus elementos base son el tomate, aceite, especias variadas, miel y azúcar. También va muy bien con pollo frito, y para acompañar patatas.

-   Salsa de Yogur: muy utilizada en la cocina árabe, se elabora a base de diferentes tipo de yogur natural, limón, ajo, aceite de oliva y perejil en algunos casos. Tradicionalmente se usa para acompañar kebab, falafel, ensaladas o algún tipo de guarniciones fritas.

-   Salsa Brava: representativa de nuestra gastronomía, sobre todo a la hora de acompañar las famosas patatas bravas. Elaborada a partir de tomates, cayena o guindilla, pimentón dulce y picante y aceite de oliva.

-  Mayonesa: quizás el tipo de salsa más famosa, siendo también una salsa base para alguno tipo de salsa, como la salsa Rosa, la Ranch, andaluza o andalouse, tártara, etc. Sus ingredientes principales con aceite, huevo, limón y sal.

-   Salsa a la Pimienta: ideal para platos de carne. Su base principal es la nata, caldo de carne y pimienta.

-   Salsa Roquefort: va muy bien platos de carnes, ya sea cerdo, pollo o ternera. Aunque también es común verla en ensaladas. Su ingrediente básico es el queso roquefort y nata.

-   Salsa César: es quizás la salsa para ensaladas más famosa del mundo. Sus ingredientes básicos con aceite de oliva, zumo de limón, parmesano, yema de huevo y pimienta

-  Salsa Verde: existen variedad de esta salsa, ideal para acompañar pescado y mariscos, su base se compone de aceite de oliva, vinagre, perejil y ajo.

Está claro que en esta lista faltan muchas, y que la variedad de salsa es extensa, por eso déjanos un comentario en nuestro Blog de cuál es tu favorita. Además te invitamos a conocer las nuevas salsas y aderezos RISSO®, una selección de salsas y aderezos de alta calidad, que aportará valor añadido, además de potenciar el sabor de las elaboraciones.

Bibliografia

Rincón del Universitario. (2009). IMPORTANCIA DE LAS SALSAS. 25/05/2018, de Rincón del Universitario Sitio web: http://rincondeluniversitario.blogspot.com.es/2009/07/introduccion-las-salsas-son-el-toque.html

Wikipedia. (2018). Salsa (gastronomía). 25/05/2018, de Wikipedia Sitio web: https://es.wikipedia.org/wiki/Salsa_(gastronom%C3%ADa)#Clasificaciones

Recta Salsas. (2018). "Salsas" - Las mejores recetas de salsas de todo tipo. 25/05/2018, de Recta Salsas Sitio web: http://www.recetasalsas.com/